Los apagones en China afectarán las cadenas mundiales de suministro

China sufre apagones que afectan la cadena de suministros mundial e, incluso, amenazan el crecimiento de la segunda economía mundial.

Los altos precios del carbón, el control estatal de la electricidad y las rígidas metas de emisiones son algunas de las razones por las que la industria se ve afectada

A todo esto se suma que el 60% de la economía en China aún es impulsada por carbón. En este contexto, varias regiones debieron adoptar medidas para ahorrar el consumo energético durante los últimos meses.

Escasez de energía en China: ¿Qué sucede?

La crisis energética de China impactó en las cadenas de suministro mundial. Esto debido a que las centrales térmicas de China dependen del carbón y Australia, quien era su proveedor, cortó el suministro por enfrentamientos políticos. 

A su vez, la provincia de Guangdong, principal centro manufacturero de China, señaló también que hay bajos niveles de agua en las centrales hidroeléctricas, lo que también influye en la escasez energética. 

Para poder contrarrestar esta situación, el gobierno está aplicando cortes de luz a hogares e industrias. De esta forma, buscan atender el desbalance entre la escasez de oferta energética y la renovada demanda de productos post-pandemia.

Te invitamos a ver el siguiente video para conocer más sobre cómo afecta la escasez de energía en China a las cadenas de suministros mundiales: 

 

Cadenas de suministro afectadas

Veinte provincias chinas están sufriendo interrupciones en el servicio eléctrico, afectando a los sectores más intensivos en el uso de la energía como aluminio, acero, cemento y fertilizantes.

Según el banco de inversión Goldman Sachs los cortes de luz en China afectan al 44% de la actividad industrial, reduciendo la estimación de crecimiento para este año del país.

A continuación veremos la situación de algunas de las industrias más importantes del gigante asiático en relación a lo que está sucediendo actualmente:

Tecnología

La escasez de electricidad se empieza a notar en las cadenas de suministro. Cercanos a las fechas navideñas, las empresas creen que el racionamiento de electricidad puede alterar la compra de smartphones, ordenadores o cualquier otro dispositivo en otros países. 

De hecho, los apagones que están sufriendo las empresas Chinas afectan a algunos de los proveedores de componentes para empresas como: Apple, Intel, Nvidia o Qualcomm. 

Esta ralentización de la producción se une a otros problemas actuales de la industria como la escasez de componentes claves tales como semiconductores y chips de computadoras. Los expertos indican que todo esto derivará en problemas de stock y aumentos de precios

Nueva llamada a la acción

Bienes de consumo

Los cortes en los suministros de energía afectan a todos los rubros de las industrias. Desde las más pesadas como el aluminio y el acero, hasta algunas más livianas como la producción textil. 

También hay grandes repercusiones entre los productores de sustancias químicas, tintes, muebles y harina de soja, entre muchos otros. 

Automotriz

El sector automotriz no es la excepción en la restricción de electricidad. Y estas medidas también los afecta. Los fabricantes de componentes para este rubro están con fuertes restricciones que limitan la producción.

Particularmente, el fabricante de automóviles Tesla estuvo obligado a detener la producción, ya que varios proveedores suspendieron su producción durante varios días.

Limitaciones en el uso de energía por proveedores internos

La escasez de energía ha llevado a varias empresas a tener que trabajar a la luz de las velas o contratar generadores de electricidad a gasoil

En algunas provincias, la normativa indica que las industrias locales no deben consumir electricidad desde las 8:00 de la mañana hasta las 11:00 de la noche, por lo que estuvieron trabajando de noche para poder cumplir con sus pedidos

Más allá de todas estas medidas paliativas, muchas empresas tuvieron que aplazar la producción de un día para otro, reducir la producción o directamente cerrar la actividad por completo.

Las industrias chinas viven un momento realmente muy difícil. No solo por los cortes de energía sino también porque todavía siguen habiendo pequeños brotes de COVID-19, los cuales afectan el normal funcionamiento de cualquier empresa.

En la logística, se deben tomar en cuenta los factores globales que están sucediendo al momento de realizar nuestra transportación para garantizar que nuestro flujo de trabajo no se detenga por ningún motivo. 

Por esta razón, trabajar de la mano de expertos como Akzent donde tenemos más de 20 años de experiencia en el rubro de logística y agencia aduanal es de gran valor. Podemos asesorarte para que tu carga llegue a destino desde cualquier lugar del mundo y tu flujo de trabajo no se detenga. ¡No dudes en contactarnos para obtener tu cotización!

En Akzent, conectamos cada movimiento.

Nueva llamada a la acción